Menu

¿Cómo limpiar anillos de oro?

Aprender cómo limpiar un anillo de oro es fundamental para no rayar ni estropear la pieza. Nuestras joyas de oro son muy costosas y sería una pena echar a perder un objeto por una mala limpieza. Cuando empieza a aparecer suciedad sobre estos elementos, debemos seguir unos consejos para limpiarlos correctamente. Por esta razón, aquí te traemos algunos métodos para dejar tus piezas de oro limpias y relucientes.

Limpiar anillo de oro con amoníaco

Uno de los elementos más útiles para eliminar la suciedad de nuestras joyas de oro es el amoníaco. Sin embargo, para limpiar los anillos de oro con amoníaco, necesitamos tener en cuenta el momento exacto. ¿Y cuándo es este momento? Pues bien, usaremos amoníaco cuando tras utilizar otras técnicas no seamos capaces de limpiar el anillo de oro en su totalidad. Así, el amoníaco es un producto abrasivo que debe utilizarse solamente cuando queramos realizar una limpieza en profundidad. Además, el amoníaco puede ocasionar daños en otros materiales como perlas o platino. Por este motivo, es recomendable solamente cuando nuestro anillo de oro no tenga ningún tipo de adorno o piedra incrustada.

Sin embargo, si ha llegado ese momento en el que sólo el amoníaco es capaz de eliminar la suciedad, la manera de proceder será la siguiente. Pondremos una parte de amoníaco por cada seis parte de agua en un recipiente. A continuación, removemos con cuidado hasta que los líquidos se mezclen de manera uniforme. Una vez tengamos la mezcla, introducimos las joyas en el interior del recipiente. Dejamos las joyas allí durante no más de un minuto de tiempo. Si las dejamos más, corremos el riesgo de estropear la pieza. Una recomendación en caso de querer limpiar varias piezas al mismo tiempo es retirarlas con un colador de cocina como si fueran pasta.

Después, utiliza el agua del grifo para enjuagar las piezas y retirar el amoníaco. Puedes dejar las piezas dentro del colador y evitar posibles sustos y que las piezas se cuelen por el desagüe. Por último, secamos con movimientos suaves las piezas. Antes de volver a colocarlas en su sitio, debemos asegurarnos que están totalmente secas.

Limpiar anillo de oro con piezas incrustadas

Cómo ya os hemos comentado anteriormente, en muchas ocasiones las técnicas para limpiar joyas de oro no son válidas si éstas tienen incrustada una pieza preciosa. Además de la diferente composición de este elemento, también existe la posibilidad de que la pieza se desprenda. Así, para limpiar anillos de oro con piezas debemos tener en cuenta siempre que las piezas deben permanecer secas. El agua podría filtrarse y eliminar el pegamento que une ambas piezas.

Para ello, la mejor solución es coger un paño y mojarlo en una preparación como la explicada aquí. A continuación, frotaremos de forma suave alrededor de toda la pieza. Para eliminar el jabón, realizaremos la misma acción, pero solamente con un paño húmedo con agua. De la misma forma y con la misma suavidad retiraremos todo el jabón. Por último, a la hora de secar la pieza, las colocaremos boca abajo para que el agua pueda salir totalmente de los huecos de la pieza y no cause ningún desperfecto en el interior de la misma.

 


Síguenos en Instagram

@ouipetit

Si quieres conocernos más, compartir nuestro día a día, enterarte de todas las novedades y ser parte de nuestro pequeño universo síguenos en Instagram. ¡Te esperamos!
Ir a Instagram

© 2017 Oui Petit. Todos los derechos reservados. Aviso Legal. Política de Privacidad.