Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Ok Más información

Oui Petit

Blog de Joyería y Accesorios

Historias de cuarentena: yo me quedo en casa

Lo que de verdad importa

Nunca he sido buena escribiendo. De hecho siempre he sido muy ‘de ciencias’, pero llevo varios días dándole vueltas a la cabeza sobre cómo contaros, en primera persona, lo que estamos viviendo en Oui Petit.

Ya sabéis que el día 1 de abril pusimos en marcha una campaña online con precios especiales para daros las gracias de corazón y deciros que seguimos cerca de vosotros. Gracias por estar siempre ahí, queriéndonos y apoyándonos. Gracias por el ejemplo que todos estáis dando estando en casa y gracias porque es increíble cómo todos estamos siendo capaces de renunciar a tantas cosas que queremos y necesitamos por el bien general.

Dicen que es en momentos difíciles cuando se ve lo que verdaderamente hay detrás de cada persona. Y es en estos días de cuarentena, después de más de un mes en casa, cuando más estamos dándonos cuenta de lo que de verdad importa.

Besar a nuestros padres, abuelos, hermanos…abrazar a nuestros amigos, reunirnos en cualquier bar, salir a dar un paseo… Cosas que hasta ahora nunca antes nadie nos había pedido que dejáramos de hacer porque era impensable. Cosas que eran tan normales que ni siquiera nos dábamos cuenta de lo necesarias, imprescindibles y mágicas que eran.

Y es precisamente desde ese día 1 de abril que no dejáis de emocionarnos. Y digo esto porque los sentimientos están muy a flor de piel y es imposible no emocionarse con vuestras historias.

Historias que nos contáis en cada uno de vuestros pedidos en forma de mensaje especial para quien lo va a recibir. Mensajes de padres que felicitan amorosamente a una hija que vive a diez minutos y cuentan las horas para abrazarla, parejas de novios que celebran aniversarios deseando volver a besarse y tocarse, amigas que se regalan entre ellas el colgante Ohana, que significa familia, porque ellas son familia y así quieren recordarlo siempre, hermanos que se echan tanto de menos que ni la distancia ni el tiempo hace que en su cumpleaños se olviden de lo que le gusta al otro porque se quieren con locura, hijos que quieren felicitar a sus madres en su día especial, abuelos que celebran la mayoría de edad de sus nietas con un amor tan incondicional y puro que es imposible no emocionarse… Historias tan reales y tan de verdad por las que no me cansaré de decir que el ser humano es maravilloso.

Sólo puedo daros de nuevo las gracias por compartir ese pedacito de vuestras historias con nosotros, con Oui Petit. Hacernos partícipes materializando un beso, un sentimiento, un abrazo, una emoción, un pedacito de vuestras vidas… Todo eso es lo mejor que tenemos.

Saldremos de esto, prometido. Y seremos mucho mejores. Y aquí estaremos para celebrarlo. Juntos.

Gracias por hacernos tan felices.

Victoria

Deja un comentario

Navigate